¿Cómo podemos entender al turismo que se avecina?

En estas épocas hablar del turismo sostenible viene a ser uno de los conceptos que conlleva más peso como tendencia y que además involucra a manos llenas un gran respeto por el medio ambiente y las comunidades locales.

Debido a que nos encontramos transitando una crisis debido a la pandemia, el turismo ha retrocedido en el tiempo sus viajes a los niveles de 1990, tras lo cual se verá reforzada una concepción de los viajes que ya venía mostrándose como una de las principales tendencias, la misma tiene que ver con realizar un turismo responsable y que además pueda contribuir con la sostenibilidad.

Tales conceptos implican el disfrute del entorno y en simultáneo brindarle un aporte a su conservación, y no sólo se trata del medio ambiente, sino también en relación con la comunidad.

Algunos consejos para hacer viajes de manera responsable

  • Contratar los servicios con prestadores responsables: certificados en sostenibilidad turística o gestión de ambiental. Generalmente las certificaciones incluyen requerimientos de seguridad e higiene que deben ser cumplidas por las empresas y que resultan fundamentales en este contexto. 
  • Viajar a destinos que no esten saturados: a fin de evitar el deterioro de los destinos y además para promover las economías de los sitios más pequeños y menos desarrollados turísticamente. Otra gran opción puede ser alojarse y utilizar los servicios de destinos periféricos.
  • Disfrutar y respetar el ambiente y las comunidades: evitando llegar al extremo de la turismofobia o del cierre de destinos. 
  • Adquirir productos locales: con ello se potenciará a los emprendedores a través del consumo de los productos y los servicios locales.
  • Consumir menos plástico: debemos aprender a viajar acompañados de un kit de higiene, llevando nuestra propia botella, bolsas y barbijos reutilizables, entre otros.

Desde ahora se debe viajar de forma segura 

Viajar en motorhome: esta es una manera de hacer turismo y cuenta con la ventaja de incluir la movilidad y el alojamiento, sin que se deba compartir dichas instancias con extraños. Así mismo, propicia paseos en la naturaleza y la búsqueda de destinos que se encuentren distantes de las zonas masivas. 

Glamping: este es un alojamiento pero con conexión con la naturaleza, y es una modalidad de alojamiento que es respetuosa con el medio ambiente, debido a que esta basada en una estructura o tienda rígida enclavada en escenarios idílicos naturales. 

Alojamiento en castillos: Estos en su momento funcionaron como fortalezas y morada de reyes o espacios para banquetes, pero en la actualidad devinieron en hoteles con amplios espacios, jardines prolijos y dueños de pleno confort.

Circuitos en bicicleta: Los paseos que se hacen en bicicleta son aptos para todo público, sobre todo cuando se trata de los niños, que se sienten exploradores al salir más allá de las veredas de sus casas internándose en la naturaleza. 

Navegar en un yate privado: diversas islas ya cuentan con marinas en donde se pueden alquilar yates para navegar por aguas límpidas y tranquilas y con los que se puede atracar en islas solitarias.